Gestion INCAA 2018: pocas luces y muchas sombras (ASPECTOS NEGATIVOS)

El año 2018 dejó varios aspectos para analizar en términos de la industria cinematográfica local y en torno a la gestión de Ralph Haiek al frente del Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales. Analizaremos algunas cuestiones que atravesaron las políticas del INCAA en el último año, en el siguiente articulo que será publicado en dos partes: “Aspectos negativos” y “Aspectos positivos”.

Desde el 2016, y fuertemente desde la salida de Alejandro Cacetta, las críticas desde diversas asociaciones y colectivos de cine no dejan de llover para la gestión. Filmaciones paradas, presupuestos subejecutados y demoras en la entrega de los subsidios son algunas de las cuestiones que se le achacan al Instituto.

Enfrentamientos con los diferentes sectores de la industria

Esto se da principalmente por la poca importancia que se le da a las pequeñas producciones que, desde la ley de 1994, son las que generaron mayor cantidad de innovaciones e investigación en términos técnicos y de guión. Las dificultades que atraviesan las pequeñas productoras tienen que ver con la falta de financiamiento: los subsidios que otorga el INCAA siempre se dan cuando la película está finalizada, pero el costo, incluso de una película pequeña, es alto (promedio 20 millones de pesos) y muchas productoras con historias más que interesantes no pueden ni siquiera comenzar la producción, por la falta de esos créditos que el INCAA otorgaba al principio de la producción como puntapié.

Un momento pico de tensión se vivió en el último “Festival Internacional de Cine de Mar del Plata” cuando a los ganadores de los premios y a quienes componían el jurado de la competencia, no se les permitió dar ningún tipo de discurso.

 

¿Cual es la política del INCAA?

En una nota reciente brindada a Infobae Ralph Haiek aseguró “La ley del INCAA incentivaba mayoritariamente la producción. Y eso tiene una gran polémica porque se hacen un montón de películas y no hay fomento a la exhibición. Además, está el problema del desarrollo. Empezamos a hacer concursos de desarrollo: hay 6.200 estudiantes de cine en todo el país. Los fondos están, pero la demanda es mucha. No todo es películas o series. Vamos a presentar un caso en Ventana (Sur) de emprendedores jóvenes que están haciendo una telenovela interactiva. Hay muchos estudiantes y jóvenes inquietos que buscan su experiencia en un mundo que con Youtube se volvió más audiovisual. La respuesta es el desarrollo”.

Más allá de no aportar mucha claridad sentenciando que la respuesta es el desarrollo, lo cual deja un concepto que cada uno rellenará y por ende no deja ninguna piedra desde donde construir; sí tenemos un punto en común desde Sin Subtítulos (que venimos repitiendo hace años): el problema de la difusión. Claro que, para nosotros, la polémica es porqué no se hace hincapié en la difusión, y no entrar en el planteo de que el problema es que se produce mucho. Seamos claros (ya que Haiek pareciera no serlo) producir (mucho) está bien, no tener un plan de difusión de las películas y que la mayoría de personas ni se enteren de la existencia de todas esas producciones que menciona, está mal. Se podría encarar desde el Instituto una política de difusión, ya sea a través de publicidad audiovisual o gráfica, se verá cuál es la mejor opción, lo importante es atender esta materia que está en el debe sin por eso ir en desmedro de aquella que tenemos en el haber: la producción de películas.

RESUMEN 2018 1: ¿Cuántas entradas de cine se vendieron en el 2018?

RESUMEN 2018 2: “Una Cabrita sin cuernos”, el mejor corto del 2018

Falta de créditos durante todo el 2018

El INCAA no atendió solicitudes de créditos para la realización de películas durante el año pasado, la explicación desde el organismo fue que todo el presupuesto del 2018 y hasta el del 2019 ya había sido ejecutado durante el 2017. Esto repercutió negativamente en las producciones medianas y pequeñas dejando a muchas fuera del juego y comenzando una concentración entre las grandes productoras que son capaces de financiar todas las instancias de una película sin mayores inconvenientes.

Superposición de Cine.ar y Cont.ar 

Cine.Ar Play (ex Odeon) es una política que se viene manteniendo desde el gobierno anterior e incluso se profundizó sumando constantemente títulos nacionales. Pero el lanzamiento de Cont.ar dividió el esfuerzo que se venia haciendo para consolidar Cine.ar como plataforma exclusiva de los contenidos del INCAA. Ahora ese contenido está dividido en dos plataformas, medida que entorpece el acceso. El lanzamiento de esta última plataforma parece ser una manera de mostrar gestión de parte de Hernan Lombardi (Secretario de Medios Públicos), quien también dejó de usar el Banco Audiovisual de Contenidos Universales Argentino (BACUA), una plataforma que contaba con contenidos de archivo. Como dijimos en nuestra propuesta, el primer paso para afinar esta política sería unificar todos los contenidos en una sola plataforma.

RESUMEN 2018 3: “Cómo hacer una serie de súper héroes”: la mejor serie independiente del 2018 

RESUMEN 2018 4: Aterrados la mejor película independiente del 2018

Renuncia del Vicepresidente

Una de las cuestiones más interesantes era la presencia en la vicepresidencia de Fernando Enrique Juan Lima. Su discurso contrastaba un poco con el de Haiek, y fue el propulsor de algunas iniciativas interesantes como la “Semana de las Directoras”. Además incentivó la creación de circuitos alternativos de exhibición (a través de los espacios INCAA), muchos de ellos en el interior del país

Resultado de imagen para RALPH HAIEK Y FERNANDO ENRIQUE LIMA

Una foto que ya no contará con la presencia de Fernando Enrique Lima

En una entrevista brindada al Diario “La Nacion” expresaba “(…)creo que debemos prestarle atención a la distribución, que está muy concentrada, y a la exhibición. Tenemos muy pocas ventanas, no hay un circuito de exhibición alternativo. Lo mucho y muy bueno que se hizo con los Espacios Incaa debería ampliarse (…)”

Su renuncia se produjo a finales del 2018, una vez finalizada Ventana Sur. Era algo que se comentaba por lo bajo en el INCAA debido a ciertas diferencias que se daban con Ralph Haiek que priorizaba algunas cuestiones propias del cine mainstream y dejaba de lado a las producciones más pequeñas.

Hasta aquí, un breve resumen de lo que fueron, para nosotros, algunos de los puntos negativos de la gestión. En los próximos días hablaremos de los aspectos positivos que dejó el 2018.

SEGUÍ LEYENDO: ASPECTOS POSITIVOS GESTIÓN INCAA 2018

Catriel Mirabelli firma      Matias Zanetti firma

6 comentarios en “Gestion INCAA 2018: pocas luces y muchas sombras (ASPECTOS NEGATIVOS)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s