Game of Thrones: La Previa


Recordemos un poco en qué quedó la 4ta temporada:

En Desembarco del Rey donde todo parecía viento en popa desde la muerte de Robb Stark en la boda roja se pudrió todo y  hay un nuevo Rey. Tommen Lannister, hijo menor de los incestuosos Cersei y Jaime (Kingslayer) Lannister se topa casi sin querer con el trono ya que su hermano Joffrey ha muerto envenenado en su propio banquete de boda, minutos después de contraer matrimonio con Margaery Tyrell, quien, ni lerda ni perezosa, ya se escurrió hasta los aposentos del nuevo Rey (que no llega a los 10 años) para poder casarse con él, boda aprobada por Tywin.

Cersei y Tywin acusan a Tyrion del crimen de Joffrey, encarcelándolo. El pobre de Tyrion solo es apoyado por Jaime, quien lo ayuda a escapar pero, antes de hacerlo, el pequeño hombre le tira dos flechazos a su padre, quien queda muerto sentado en el trono…del baño. Así, con Joffrey y Tywin muertos, Cersei es quien comanda el trono de Los Siete Reinos (recordemos que Jaime renunció a su herencia en el trono al convertirse a la Guardia Real).

Los sucesos de la boda real también desembocan en que Sansa deba exiliarse, y es Lord Peter Baelish quien la ayuda llevándola al Valle de Arryn donde al parecer busca que nadie sepa la verdadera identidad de Sansa. A eso, sumémosle que 549282_908035759238972_6234522901580675765_nBaelish mata a su propia mujer, por lo que todo indicaría que quiere birlarse a la buena de Sansa. Por su parte, Arya, la otra Stark, emprende el camino hacia el mismo valle junto a El Perro, aunque en el camino se cruza con Brienne, quien quiere cuidar de Arya pero no se caen muy simpáticamente con El Perro, por lo que pelean un rato. Finalmente El Perro queda herido de muerte y Arya se dirige a Braavos, el lugar de la moneda que le dió Jaqen H’ghar con su Valar Morghulis.

Por su parte, Jon Snow y los cuervos, allá en el norte, resistieron el embate de los salvajes al muro y su Castillo Negro de la Guardia de la Noche para luego salir en busca del resto de los salvajes; fue allí cuando aparecieron, sorprendentemente, Stannis Baratheon y su descomunal ejército en plena negociación de no sabemos bien qué plan.

Al otro lado del océano Daenerys “Le das” Targaryen conquistó a su paso varias ciudades y se estuvo encamando con Daario Nahari, el nuevo mandamás de su ejército, luego de echar como a un perro a Jorah Mormont, digamos que por buen tipo. Pero lo más sorprendente quizás sea la decisión de Kalheesi de encerrar a sus dragones, a los cuales puede dominar cada vez menos.

Por último pero no menos importante, tenemos a Bran Stark, quien concluye su viaje al norte de manera muy extraña: varios de sus acompañantes mueren y él, junto al resto, se refugia en una especie de árbol que tiene una cueva (si, posta). Allí se topa con un extraño personaje que le dice que no hay problema con que no pueda caminar, si total…va a poder volar.

Anterior Twin Peaks: Piden la vuelta
Siguiente True Detective y su trailer

No hay comentarios

Dejar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *