Netflix comenzará a tributar: ¿está bien o está mal?


El titular de la Administración Federal de Ingresos Públicos, Alberto Abad, confirmó esta semana, desde una conferencia de prensa realizada en Córdoba, que las plataformas digitales que ofrecen distintos tipos de servicios de manera directa con el consumidor comenzarán a tributar a nivel nacional, entre ellas están Spotify, Airbnb y nuestro querido Netflix. Recordemos que al estar radicadas en el exterior y ser abonadas de manera digital, o sea, tarjeta de crédito y no efectivo, estas plataformas se encuentran exentas de impuestos nacionales.

HOJA APARTE: La segunda parte del conflicto con el INCAA

Abad remarcó que “Vamos a gravar a Netflix a través de los plásticos con que se paga el abono; las tarjetas serán agentes de retención”, en ese sentido aclaró “Desaparece la intermediación, y el que junta a las dos puntas hace un gran negocio. El canal de cable que compite con este servicio paga impuestos, ¿por qué no una plataforma?”. O sea que la idea es regimentar estos, ya no tan, novedosos servicios digitales que se nos aparecen como desmaterializados. Aunque no está del todo claro el porcentaje exacto, se presupone que el impuesto más importante sería el IVA, que tributa una tasa del 21%. Tampoco está claro si estas plataformas absorberán el monto o lo pasarán directamente al abono de los consumidores, o sea si va a aumentar o no el precio por el servicio.

Esto no es una novedad dentro de nuestras fronteras, recordemos que la Ciudad de Buenos Aires comenzó a tributar un 3.5% a estas plataformas a comienzos del 2015, cuando el ahora presidente Macri era el alcalde de la ciudad. A su vez, en diciembre pasado, la Legislatura santafecina avaló el cobro de una alícuota del 3,6% de Ingresos Brutos a las empresas que comercialicen en forma electrónica entretenimientos audiovisuales, entre las que se cuenta Netflix.

Tampoco es algo nuevo a nivel continental, en Estados Unidos, plataformas como Netflix tributan, por ejemplo, en Estados como Pennsylvania, Chicago y Minnesota, un canon que va entre el 6 y el 9%; también lo hacen varias ciudades canadienses. Un poco más cerca, el gobierno de Uruguay incluyó cambios (regirán a partir de 2018 si se aprueban) para gravar a plataformas que ofrecen películas y series, música, hacen transmisiones televisivas en directo o intermedian en la prestación de servicios. En Chile el tema está bajo análisis.

Como se ve, este tipo de medida parece pujante ante, como decíamos, servicios que entran en nuestras vidas solamente mediante mapas de bits desde una pantalla y que pertenecen, como siempre, a grandes empresas con capitales financieros desnacionalizados, dando vida a aquel concepto de sociedades líquidas que Zygmunt Bauman tan bien ensayó. El caso de Argentina se torna peculiar debido a que es un país con mucha carga impositiva en relación a otros de la región, y dificulta a las empresas, sobre todo pequeñas y medianas, a emprender o mantenerse en sus iniciativas. Aunque, desde la llegada al gobierno de Mauricio Macri, la tendencia se redujo pero solamente para los grandes sectores concentrados como lo son las Mineras y los agroexportadores latifundistas.

Para terminar, aclaremos que está bien que se les imponga una mínima tributación a estas empresas que no paran de crecer, tanto de manera económica como multimedial, ya que debe ser la función de un Estado compensar la riqueza tratando de exigirle al que más tiene. Pero lo más importante, después de saber si el costo caerá sobre el consumidor, es fijar el destino de esa suma que el Estado comenzará a percibir, si se va a usar para fomentar la industria audiovisual nacional, que se encuentra, justamente, en un momento delicado o si, simplemente, ese dinero irá a las arcas estatales para convertirse en lo que los mandamases del gobierno de turno decidan a discreción. Desde aquí, por supuesto que nos inclinamos hacia la primera de las posibilidades, habrá que esperar.

Matias Zanetti firma

Anterior "Jackals", una peli de terror con un genial tráiler
Siguiente Terminaron de rodar la secuela de Jurassic World

5 Comments

  1. […] HOJA APARTE: Netflix comenzará a tributar; ¿eso es bueno o no? […]

  2. […] HOJA APARTE: Netflix comenzará a tributar […]

  3. […] casi cinco meses el titular de la AFIP Roberto Abad confirmaba El impuesto a las plataformas digitales  comenzarán a pagar impuestos a nivel nacional, entre ellas están Spotify, Airbnb y Netflix, por […]

  4. […] otras como Spotify, Airbnb, etc.) comenzará a gravar un 21% de sus ganancias a nivel nacional, aunque ya lo hacía en algunos distritos como la Capital Federal. Según lo informado por el diario Ámbito, el precio mensual de Netflix pasará de $129 a $156, […]

  5. […] martes 24 de abril el Estado Nacional comenzara a gravar un 21% de sus ganancias a nivel nacional, aunque ya lo hacía en algunos distritos como la Capital Federal. Por lo que el abono pasó partir de ahora “El abono básico” (una sola pantalla sin HD) […]

Dejar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.